[VACACIONES] En Coyhaique, aproveche de conocer un colegio cristiano que necesita profesores

0
135

Si este verano viaja a la Patagonia austral por el lado chileno, Coyhaique (capital de Aysén) no sólo tiene hermosos paisajes y destinos turísticos. Una comunidad cristiana decidió levantar un colegio confesional para la comunidad, y busca profesores (varones y mujeres) que quieran conocer su proyecto para (eventualmente) quedarse.

En verano muchos jóvenes mochilean por el sur de Chile. Y uno de los destinos favoritos por lejos es la Carretera Austral, que recorre desde Puerto Montt (Los Lagos) hasta la Villa O’Higgins (Aysén).

En carpa, en auto, a dedo, en bicicleta, son más de 1000 km de belleza natural que sólo algunos entusiastas se animan a conocer.

Agradecemos desde ya a los autores de estas hermosas fotos.

Con paisajes paradisiacos, atractivos turísticos de altura mundial, fiestas costumbristas en cada pueblo durante febrero (con precios muy económicos para mochileros), el verano es la época ideal para conocer esta zona extrema del país, que en invierno tiene un clima tan intenso como hermoso, que se compensa con la calidez y amabilidad de su gente.

Un punto obligado para detenerse, después de varios días de viaje por tierra, a recobrar energías y reponer provisiones es Coyhaique, capital de Aysén. Esta ciudad posee un microclima que recuerda mucho a la zona central del país, y concentra a la mayor población de la región.

En esa ciudad se estableció hace algunos años una pequeña comunidad evangélica con un sueño grande: comenzar un colegio cristiano para atender a los niños y niñas de la región.

“El Colegio Cristiano Sembradores es un colegio particular subvencionado, que nace en 2011 al alero de una fundación creada por hermanos cuyo corazón buscaba compartir el Evangelio utilizando una plataforma masiva como lo es un colegio”, nos cuenta el director, Oliver Urbina.

“Al momento de iniciar el proyecto ninguno de ellos era docente ni tenían experiencia en la creación o funcionamiento de unidades educativas, asumieron la responsabilidad confiando y disponiéndose al servicio del Señor”, recuerda el profesor de historia oriundo de Santiago, quien recién casado partió a la aventura con su esposa.

Las obras en 2011.

El colegio comenzó por pura fe en 2011, y hoy cuenta con enseñanza básica completa y 235 alumnos: “Cuando ya estaba en marcha la construcción, varios hermanos de la iglesia aportaron con su esfuerzo. Aun no estaban los cimientos y una hermana visitó casa por casa para dar a conocer el proyecto en las poblaciones cercanas. Durante varias semanas preguntó si habían niños o niñas, posteriormente les inscribiría si lo deseaban. Caso contrario, les hablaba igualmente del Señor, además les invitaba a la Escuela Dominical”

La infraestructura creció (hoy tienen tres edificios) junto con la matrícula. Proyectan 10 niveles para este año 2019, y por eso están buscando profesores y profesoras que compartan la visión y deseen trabajar en el colegio a partir de marzo 2019.

“Hemos mantenido sólido nuestro fundamento: estamos al servicio del Señor y estamos acá para anunciar el Evangelio. En este sentido, requerimos personal identificado con el Señor. Queremos decirle a los creyentes fieles que estudiaron pedagogías que aquí hay un lugar para desarrollarse profesionalmente y servir al Señor”, concluye Urbina.

Más información y postulaciones: colegiocristianosembradores@gmail.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here